Gestión de proveedores: clasificación según su riesgo

Evaluación de proveedores

Cada vez que hablamos de proveedores hay un punto que resulta clave: conocer cuáles son nuestros proveedores críticos. Esto es absolutamente necesario como parte de cualquier plan de gestión que pretenda ser efectivo.

Más allá de cuál sea el área en la que se desarrolle la actividad, las características del mercado e incluso la legislación propia de cada país, evaluar los riesgos que suponen nuestros proveedores es el punto de partida.

En este sentido existen numerosas herramientas y, su efectividad dependerá de varios factores. Lo importante y lo que hoy queremos destacar, es que tenemos que tomarnos el tiempo para realizar un estudio “concienzudo”. Esto debiera implicar, además de ciertas condiciones técnicas, el aspecto económico. Muchas veces este punto genera controversias, pero no haríamos un análisis completo sino lo integramos.

evaluación de proveedores

Etapas para la Evaluación de proveedores

Partamos de un ejemplo sencillo: supongamos que hacemos una lista de todos nuestros proveedores. Dicha lista nos arroja que tenemos un total de 104 proveedores, entre nacionales y extranjeros, por ejemplo. Algunos de ellos nos proporcionan las materias primas directas de nuestro proceso productivo, por ejemplo. Otros son proveedores de servicios y, otros por ejemplo de artículos “secundarios”, por llamarlos de alguna manera.

Ahora queremos clasificar a nuestros proveedores, ¿Cómo hacemos la evaluación de proveedores?

  1. Definir categorías. La escala con base en la cual clasifiquemos a nuestros proveedores podemos tomarla de la literatura al respecto o simplemente generar nuestra propia escala. Lo importante y, en cualquier caso, es que podamos establecer escalones y características que nos permitan claramente colocar a un proveedor en una u otra categoría.

 

  1. Definir un plan de gestión de proveedores. Determinar cuán críticos son nuestros proveedores, debiera ser el “alma” de dicho plan. Pero no se acaba en esto, sino que es necesario incluirlo en un plan de gestión que integre los diversos sectores de la organización. Con esto queremos decir, por ejemplo, que gestionar y negociar con los proveedores no es solo una cuestión del departamento de Compras. El impacto que un cambio en el suministro de un proveedor puede causar en una organización. Puede ser lo suficientemente importante para determinar la viabilidad de un negocio. Por ello, no es y no debe ser únicamente responsabilidad de compras.

 

  1. Analizar técnicamente a cada proveedor. Incluir criterios y conocimientos técnicos, puede significar, por ejemplo, la aplicación de una herramienta tan poderosa como lo es el AMFE (Análisis de Modos de Fallos y Efectos). Hemos hablado de la importancia del aspecto económico, pero no debemos confundir con que sea el único criterio en el cual basarse.,

 

  1. Contemplar nuevos proveedores. Más allá de los resultados de una evaluación primaria, toda organización debiera siempre tener una lista de proveedores alternativos. Para ellos, también es pertinente hacer un análisis de riesgo.

No nos alarmemos!

Aquellos proveedores que adquieran la categoría de críticos deben suponer acciones de control y de seguimiento especiales. Esto no significa que un proveedor crítico sea sinónimo de un problema, sino que requiere un tratamiento especial.

Qualitus es la herramienta de gestión que nos ayuda a mantener la evaluación de proveedores vigente. A darle seguimiento a los documentos del proveedor. Poder tener un seguimiento preciso de cada proveedor, con el histórico de compras conformes y no tan conformes.

Solicítanos una demo y te lo demostraremos

No tienes nada que perder pero mucho que ganar


¿Quieres tener un Sistema de Seguridad Alimentaria cómodo, fácil y actual?
Suscribete al Blog y te mantendrás informado de la mejor herramienta para conseguirlo.


He leído y acepto la política de privacidad

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate »